TRIPLE JOYA

1

Podemos llamarlos las Tres Joyas o los Tres Tesoros tal como se hace en el Buddhismo Chino o la Triple Joya en el Buddhismo Theravāda, cualquiera sea el nombre que utilicemos siempre vamos a estar refiriéndonos a <<Buddha, Dharma y Saṅgha>>. Primera Joya, Buddha: representa no sólo a Buddha Śākyamuni sino a todos los buddhas que vinieron o están por venir. Segunda Joya, Dharma: conjunto de las enseñanzas legadas por Buddha. Tercera Joya, Saṅgha: comunidad de los monjes, considerados como los transmisores del Dharma.

 

1 -BUDDHA

     LA PRIMERA TRIPLE JOYA

Buddha Śākyamuni es el nombre dado al buddha histórico Siddhārtha Gautama en sánscrito o Siddattha Gotama en pāli. Nacido en el noroeste de la India en el seno del clan de los Śākya, pertenecía a la casta kṣatrya de gobernantes y guerreros.
La fecha de nacimiento de Śākyamuni Buddha varía según la fuente que se cite, sin embargo todas coinciden en que el Buddha vivió ochenta años y según las estimaciones más aceptadas en Occidente, nació en el año 560 A.C. Contrajo matrimonio siendo joven y fue padre de un niño.
Vivía en un palacio rodeado de lujo aislado de la pobreza, las enfermedades, la vejez y la muerte. 
Sin embargo renunció a su vida principesca y a su familia, con el fin de hallar una solución al sufrimiento y ayudar a todos los seres.
Es así que abandonó sus alhajas, sus suntuosas ropas, cortó su cabello y vistió una túnica azafrán, iniciando la búsqueda del sendero que condujera a los seres a destruir el ciclo de nacimiento, enfermedad, vejez y muerte, dedicando el resto de su vida a la difusión del Dharma hasta alcanzar su parinirvāṇa alrededor del año 480 A.C.


¿BUDDHA o buddha?

Buddha Śākyamuni, no fue el primer ni el último buddha que se manifestó en la Tierra. La palabra buddha cuya raíz proviene del sánscrito y significa “Despierto”, designa un estado, el estado de un ser que ha alcanzado el Despertar. El Buddha Śākyamuni ha sido precedido y será seguido por otros buddhas; cada uno de ellos al alcanzar el parinirvāṇa, deja una enseñanza llamada Dharma, que no es “una creación” o “un invento”, sino muy por el contrario “el descubrimiento” de la Verdad Universal. Por ello reservamos la palabra buddha escrita con mayúscula para individualizar al Buddha histórico Śākyamuni y buddha con minúscula para referirnos a los buddhas anteriores al Buddha Śākyamuni y a los que le seguirán. Todos los buddhas incluido el Buddha Śākyamuni no deben ser confundidos con la figura de un Dios, o Ser Superior Creador, ellos son seres iguales a nosotros que a partir de su voluntad y su práctica alcanzaron la iluminación y la transmitieron a todos los seres.


¿EL BUDDHISMO ES UNA RELIGIÓN?

El Buddhismo, es una religión “no teísta”, no adora ni venera a un Dios, Dioses, Seres Celestiales o Ser Humano alguno. Śākyamuni Budha no pretendía ser más que un hombre, sus logros los atribuyó al esfuerzo y a la inteligencia estrictamente humanos. El Buddhismo entonces se caracteriza por ser una religión de la confianza y de la razón. En el Buddhismo no hay artículos de fe y la duda es valorada en cuanto señala que uno no ha comprendido o visto con claridad y sirve de puente para superar el veneno de la ignorancia. Los practicantes buddhistas no nos dirigimos hacia el Buddha motivados por la superstición o por la devoción hacia su persona, respetamos al Buddha porque fue capaz de llevar a cabo todas las virtudes a su máxima consumación y perfección.


¿EL BUDDHISMO ES UNA FILOSOFÍA?

El Buddhismo es una filosofía en tanto impulsa al ser humano a esforzarse por conocer la verdad, sostiene el amor al saber que aspira a la verdad de las cosas y a la iluminación.


¿RELIGIÓN O FILOSOFÍA?

El rótulo que le demos no tiene importancia alguna, la clasificación que se imponga no va a modificar al Buddhismo que seguirá siendo lo que es, incluso aunque no sea llamado Buddhismo.


¿QUÉ SE VENERA ENTONCES EN EL BUDDHISMO?

La “Buddhidad en sí misma”.
El Buddhismo, valora y venera, “el logro del estado de buddhidad, alcanzado por un ser humano a partir de su propia práctica y esfuerzo”. La figura de Śākyamuni Budha no se venera en sí misma sino como representación de las virtudes alcanzadas en su máxima expresión y perfección.


¿QUIÉNES PUEDEN ALCANZAR LA BUDDHIDAD?

Todos los seres humanos, mediante esfuerzo e inteligencia superando la codicia, la ira y la ignorancia y llevando a cabo todas las virtudes a su máxima consumación y perfección. Por tal motivo el Buddhismo es en si mismo una religión y una filosofía optimista dado que sostiene que todos podemos alcanzar la Iluminación y lograr finalmente el estado de Buddhidad.

 

  2- DHARMA

       LA SEGUNDA TRIPLE JOYA

La palabra Dharma, en sánscrito, o Dhamma, en pāli, designa las enseñanzas del Buddha Śākyamuni y la vía para alcanzar el Despertar. Él divulgó sus enseñanzas a través de su palabra, conforme a la costumbre de la época, recorriendo las distintas aldeas a lo largo del Río Ganges. Sus discursos fueron memorizados, transmitidos oralmente y posteriormente transcriptos, motivo por el cual difícilmente alguien puede reclamar ser <<el transmisor directo de las palabras del Buddha Śākyamuni>> La conclusión natural a la que se arriba es que el Dharma se halla compuesto por las enseñanzas que Él transmitió a través de su palabra, de sus actos corporales e incluso de sus silencios pero también por todas aquellas enseñanzas que se fueron desarrollando durante los 1.700 años posteriores a su parinirvāṇa.

Las enseñanzas del Buddha Śākyamuni incluyen:

    • Aquello que manifestó a través sus acciones durante los 49 años posteriores a su Iluminación.
    • Aquello que los discípulos del Buddha enseñaron durante los diferentes períodos del Buddhismo.
    • Aquello que fue enseñado por seres humanos o celestiales que se encuentren en armonía con los principios buddhistas.

 

  • CANON BUDDHISTA

El Canon Buddhista se define como el conjunto de textos buddhistas que el Buddha Śākyamuni difundió a través de su palabra, organizado en principio en las llamadas Tres Cestas, <<Tripiṭaka>> en sánscrito o <<Tipiṭaka>> en pāli, posteriormente enriquecido por las tradiciones china y tibetana. Los principales son el Canon Pāli, común a los países Theravāda; el Canon Tibetano o Kangyur, el Canon Chino y el Canon Japonés o Taisho.

CANON CHINO

En China las traducciones se escalonaron entre el siglo I y el siglo XII, y fueron clasificadas y compiladas por dife-rentes eruditos en diferentes épocas. El Canon Chino se diferencia de los otros Cánones y justifica su relevancia debido a las siguientes características:

    • Numerosos Sūtras nos han llegado en versiones sucesivas, conservando valioss testimonios tanto desde el punto de vista religioso, como histórico y lingüístico.
    • Forman parte del Vinaya cinco de las dieciocho escuelas antiguas que no se han conservado en ninguna otra compilación.
    • Lo mismo se puede decir de las numerosas historias, tratados y comentarios de escuelas indias antiguas que no figuran incluso en el Canon Pāli de la tradición theravādin.
    • Una gran cantidad de Sūtras del Mahāyāna no existen más que en la traducción china, puesto que sus originales en sánscrito han desaparecido y su traducción está ausente en el Canon Tibetano.

EDICIÓN CANON TAISHŌ

Esta edición del Canon Buddhico Japonés abarca un total de cien volúmenes que incluyen tres mil trescientos sesenta sūtras divididos en dieciséis secciones principales, las que en honor a la brevedad reuniremos en tres grandes divisiones:

    • Sūtrapiṭaka, la cesta de los Sūtras, o enseñanzas de Buddha Śākyamuni, que incluye la Sección de Āgamas, Prajñāpāramitā, Sūtra del Loto, etc.
    • Vinayapiṭaka, la cesta del Vinaya, enseñanzas de la disciplina monástica de cinco escuelas indias antiguas y un texto Mahāyāna, etc.
    • Śāstrapiṭaka, la cesta del conocimiento superior de los fenómenos, que incluye tratados sobre Āgama, Prajñāpāramitā, especialmente el Prajñāpāramitāśāstra traducido por el Gran Maestro y traductor Kumarajiva (con comentarios, entre otros, de Nāgārjuna), textos de Abhidharma, textos de Mādhyamika de Nāgārjuna, śāstras o comentarios de Venerables Maestros de la Antigüedad, etc.. Se incluyen también en esta sección las obras de Venerables Maestros contemporáneos cuyas erudición y virtudes son reconocidas y respetadas mundialmente.

De todo lo dicho concluimos que:

El Dharma fundamental es el Dharma de todos los buddhas, es el mismo Dharma que Buddha Śākyamuni descubrió y transmitió a sus discípulos. Ese Dharma es permanente, existe con o sin Buddha.

  3- SANGHA

          LA TERCERA DE LA TRIPLE JOYA O DE LA TRIPLE JOYA DE REFUGIO

La comunidad monástica constituye el Saṅgha propiamente dicho. Fue creado por el propio Buddha Śākyamuni y es el sostén del Dharma. En un principio sólo se preveía la participación de hombres en el Saṅgha, pero posteriormente debido a los insistentes pedidos de Ananda se incorporaron mujeres.
Los laicos deben un gran respeto a los monjes, a los que llaman Venerables o Maestros y con su participación sostienen el Saṅgha. El Saṅgha vive en monasterios de diferentes dimensiones, los más pequeños albergan sólo a unos cuantos monjes, los más grandes pueden dar cabida a cientos de ellos.

Las ordenaciones monásticas se realizan en dos etapas

    1. La ordenación de novicio
    2. La ordenación de bhikṣu para los monjes o bhikṣunī para las monjas. Suele realizarse a partir de los 20 años y es llamada <<ordenación plena>>.

HISTORIA

En el buddhismo histórico, la vida peregrina y el mendigar alimento constituían la regla. Los monjes se establecían en lugares ofrecidos por los laicos sólo en períodos de lluvias, llevando sólo en esos períodos una vida comunitaria, como en el caso del bosque Jetavana en la ciudad de Śrāvasti, donde Buddha residió durante diecinueve estaciones de lluvia.
Sin embargo, pronto se levantaron en la India edificios con salas de plegarias y habitaciones para los monjes, a fin de que los mismos permanecieran en un sitio determinado y así se fue abandonando gradualmente la costumbre de itinerar.

Cada monasterio ofrece diferentes particularidades y tiene distintos tamaños, en algunos casos los monasterios se encuentran ubicados en ciudades populosas, otras veces se encuentran en pueblos pequeños, montañas o incluso en lugares inaccesibles. Si bien todos guardan una misma idea en cuanto a su organización, lo cierto es que los grandes monasterios tienen una estructura capaz de sostener la vida de miles de monjes, tal como sucedería en una ciudad, es así que cuentan con colegios monásticos, pabellones destinados a monjes llegados de otras regiones, centro de administración y reservas y en algunos casos hasta una especie de policía monástica.


COMPOSICIÓN

Dentro del Saṅgha original se establecía un orden de precedencias según la antigüedad desde la ordenación completa como monje, que no otorga sin embargo autoridad sobre los otros miembros del Saṅgha, hay igualdad en la toma de decisiones y no existe jeraquía.

Abad: es quien encabeza la organización de un Templo e invita a los monjes a realizar tareas a fin de organizar las actividades, si bien ostenta el más alto rango dentro de la comunidad no puede ordenar a los miembros del Saṅgha quienes tienen la libertad de decidir qué conducta tomar. Sin embargo es dable aclarar que no aceptar las indicaciones de un monje con mayor experiencia suele ser considerado una falta de respeto a la figura del monje y no al rango.

Maestro Administrador: Se elige entre los monjes de acuerdo a su capacidad, quien posee las habilidades necesarias para llevarlo a cabo.

Maestro de Rituales: Maestros que por sus habilidades son los encargados de conducir las ceremonias.

Maestro de Dharma: son los Maestros dedicados a la enseñanza del Dharma.

Bhikṣus o Bhikṣunīs residentes: se dedican a la meditación, devoción, estudio y disciplina estricta.

VOLVER A INICIO

Dejá una respuesta